Schneiderman Emite Alerta Al Consumidor Para El Viernes Negro Y El Lunes Cibernético

Schneiderman: Alentamos a los consumidores a seguir nuestros consejos que le ayudarán a protegerse contra estafadores

NUEVA YORK – En virtud de la temporada de compras navideñas de este año, el Fiscal General Eric T. Schneiderman emitió consejos para los consumidores que planean comprar durante el “viernes negro” y “lunes cibernético”.

"A medida que los neoyorquinos comienzan a hacer compras navideñas para familiares y amigos, deben estar conscientes de que algunas ofertas en internet son demasiado buenas para ser ciertas", dijo el Fiscal General Schneiderman. "Alentamos a los consumidores a seguir nuestros consejos para ayudar a protegerse contra los estafadores y garantizar que puedan usar su dinero de manera prudente y segura en esta temporada de fiestas".

El Fiscal General Schneiderman emitió los siguientes consejos para los consumidores que compren en Viernes Negro y Lunes Cibernético:

  • Tenga cuidado con las ofertas de “especiales” engañosas y los costos añadidos: es posible que el precio de "venta" haya sido aumentado antes de que se ofreciera un descuento, anulando el impacto de ahorro dicha compra. A menudo, el precio de "venta" promocionado puede, de hecho, ser significativamente más alto que el precio de ese mismo artículo más adelante en la temporada. Además, los gastos de envío y / u otros costos adicionales, como los costos de montaje, a menudo no se reflejan en el "precio de especial". En muchos casos, los costos ocultos como estos pueden anular el valor de la oferta especial.
  • Comparar los términos de la garantía. No todas las garantías son iguales. Asegúrese de leer los términos de cualquier garantía para conocer qué protecciones recibe y la duración de esas protecciones. Esto podría afectar significativamente el costo de un artículo en el largo plazo.
  • Conocer los términos de un plan de “layaway” (apartar para comprar con pagos a plazo). La ley exige que los comerciantes den una descripción detallada de la mercancía que se comprará en planes de pago, el costo total de los artículos, incluidos todos los cargos, la duración del plan, el calendario de pagos requerido, las consecuencias de no hacer los pagos que faltan, la política de reembolsos, y la ubicación, si no es el lugar de compra, donde se almacena la mercancía.
  • Verifique las políticas de devolución y reembolso. La ley requiere que todos los comerciantes publiquen sus políticas de reembolso. Una tienda que no lo hace debe dar a los consumidores 30 días para obtener un reembolso en la forma en que se realizó la compra. Esté especialmente atento a los avisos de "venta final" o "solo efectivo: venta final", ya que tendrá poco o ningún recurso si la mercancía resulta ser defectuosa. Algunas tiendas requieren el empaquetado original y cobran una fuerte tarifa de reposición de existencias para los artículos devueltos.
  • Tenga cuidado con las tarjetas de regalo restringidas. Asegúrese de leer los términos y condiciones de las tarjetas de regalo antes de comprar. Es ilegal deducir cualquier tarifa por falta de uso dentro de los veinticinco meses de un año de la compra de la tarjeta o tener una fecha de vencimiento de menos de cinco años a partir de la emisión. Usa tu tarjeta tan pronto como puedas. Si luego aparece que su tarjeta ha expirado, o que las tarifas se han deducido, comuníquese con la compañía que emitió la tarjeta. Todavía puede honrar la tarjeta o recobrar lo sustraído en tarifas.
  • Compre solo en conexiones seguras a Internet. No realice ninguna transacción que implique información personal, financiera o de tarjeta de crédito mientras usa una conexión Wi-Fi abierta y no segura. Tenga cuidado de no comprar, hacer negocios o enviar información sensible o personal a estas redes porque los ladrones de identidad a menudo buscan redes abiertas en busca de víctimas. Al ingresar la información de pago en línea, debe verificar que HTTPS se encuentre en la barra de direcciones para protegerse de los ladrones de identidad y los delincuentes cibernéticos. Las URL que comienzan con https: // en lugar del estándar http: // están protegidas por SSL, un protocolo de seguridad de Internet.
  • No se deje engañar por sitios web y nombres confusamente similares. Preste especial atención a la URL de la tienda cuando compre en línea. Los estafadores utilizan variantes de la dirección de Internet de una empresa conocida para tratar de atraer a los usuarios a visitar sitios web falsos. A menudo se dirigen a los usuarios a través del correo electrónico o las redes sociales. Evite hacer clic en enlaces de correo electrónico o sitios de redes sociales. Tenga cuidado con los sitios web con URL que difieren ligeramente de los de los sitios web legítimos en línea, y también con los enlaces que parecen genuinos pero que dirigen su navegador a una URL completamente diferente. Para garantizar compras seguras en línea, escriba la URL de su minorista deseado directamente en su navegador web y esté atento a los errores tipográficos.
  • Protéjase usando tarjetas de crédito o débito. Con la frecuencia de fallas tecnológicas en los puntos de venta y las infracciones de datos rampantes, los ladrones de identidad son ahora más sofisticados y peligrosos que nunca. Si va a realizar compras en línea, puede protegerse mejor de los riesgos de robo de identidad y fraude mediante el uso de tarjetas de crédito o débito. Determine cuál es la mejor para usted y sus necesidades de compra.
  • Crédito: las tarjetas de crédito generalmente ofrecen una mejor protección de compras y resolución de disputas de fraude que otros métodos de pago. Cuando usa una tarjeta de crédito, está accediendo a una línea de crédito del emisor. Tenga en cuenta que cada compra es esencialmente un préstamo que debe pagar posteriormente, a menudo con gran interés.
  • Débito: las tarjetas de débito están atadas directamente a su cuenta de cheques, por lo que se usan mejor para ayudar a evitar trampas de crédito. Existe poco riesgo de endeudarse con tarjetas de débito, pero tenga cuidado con los cargos por sobregiro. Además, si pierde o le roban su tarjeta de débito, debe informar dentro de los dos días hábiles para limitar su pérdida a $50.
  • Tenga cuidado con los concursos demasiado buenos para ser verdaderos y las promociones de premios. Los consumidores deben sospechar de cualquier correo electrónico, mensaje o anuncio en las redes sociales que promocione obsequios o concursos que parezcan demasiado buenos para ser ciertos, por ejemplo, tarjetas de regalo, tabletas y teléfonos inteligentes de alto valor. Estos "concursos" a menudo son estafas diseñadas para estafar a los consumidores con dinero y / o para recolectar información personal de los consumidores para su reventa. Los sorteos y concursos genuinos son comunes en Internet; sin embargo, debe evitar cualquier concurso o promoción que requiera que pague dinero o realice cualquier tipo de transacción financiera. Además, piénselo dos veces antes de participar en promociones que requieren que los participantes se registren en múltiples sitios web de terceros; a menudo estos son trucos para construir listas de mercadeo. Las promociones que requieren que los usuarios proporcionen más que una simple información de contacto incluso pueden ser falsas o ser ejecutadas por estafadores que revenden información del consumidor para cobrar tarifas de referencia.
  • Lea la letra pequeña. Las ofertas y los anuncios promocionales de redacción amplia a menudo inducen a los consumidores a pagar el precio completo de los artículos que creían que estaban en especial. Los consumidores deben examinar cuidadosamente las ofertas de Internet leyendo todas las letras pequeñas en los materiales promocionales e identificando la marca exacta y el número de modelo en venta. Los consumidores también deben evitar los anuncios o promociones carnadas que atraen a los consumidores con precios muy bajos que no están garantizados en existencia. La letra pequeña que indica que las cantidades son limitadas es un signo revelador de esta táctica de carnada.