Underwood Anuncia Acuerdo Con Vendedor De Autos De Brooklyn Por Esquema Para Engañar Personas Que No Hablan Ingles

Tras una investigación sobre reportes de cargos no deseados, tácticas de ventas fraudulentas y otras prácticas engañosas que principalmente estaban dirigidas a neoyorquinos de habla china, Bay Ridge Honda reformará las prácticas y pagará más de $423,000 en restitución y sanciones

BROOKLYN - La Fiscal General Barbara D. Underwood anunció hoy un acuerdo que requiere a Bay Ridge Honda de Brooklyn reformar sus prácticas comerciales y pagar más de $423,000 en restitución y sanciones, después de que la fiscalía general recibió docenas de quejas de neoyorquinos sobre cargos por accesorios o servicios no deseados y tácticas de venta fraudulentas dirigidas a personas que no hablan inglés. Muchos de los consumidores informaron que sus idiomas son el Mandarín y Cantonés y que negociaron sus contratos de venta o arrendamiento en chino, pero solo recibieron documentos en inglés que luego descubrieron que contenían términos diferentes y artículos y servicios de posventa no deseados que subían el costo en sus facturas.

Según el acuerdo, la Fiscal General Underwood obtuvo la restitución para 47 neoyorquinos conocidos perjudicados por las prácticas del concesionario, así como los requisitos para que el concesionario deje de participar en las presuntas prácticas engañosas, y modifique la capacitación de los empleados y el procesamiento de las quejas de los consumidores. Es importante destacar que Bay Ridge Honda garantizará que las ventas futuras y los documentos de préstamos se traduzcan al idioma en que la concesionaria realiza negocios con los consumidores, antes de firmar cualquier documento en inglés.

"Tenemos tolerancia cero para las empresas inescrupulosas que se aprovechan de las comunidades de inmigrantes y de los que no hablan inglés", dijo la Fiscal General Underwood. "Esta oficina continuará protegiendo los derechos de todos los neoyorquinos, de todos los orígenes".

De acuerdo a datos del censo de EE. UU., aproximadamente 4.3 millones de neoyorquinos tienen una capacidad limitada para leer, hablar, escribir o entender inglés con fluidez. Solo en el área metropolitana de la ciudad de Nueva York, más de un tercio de las personas hablan un idioma distinto al inglés en el hogar; en dicha área se hablan cerca de 200 idiomas diferentes.

La Fiscal General Underwood alegó que Bay Ridge Honda se involucró en una variedad de prácticas engañosas, engañando a los consumidores sobre el verdadero costo de sus compras, incluyendo la venta ilegal de artículos de posventa no deseados, tales como contratos de servicios suplementarios, pólizas de seguro o protecciones especiales para llantas, tela, vidrio o pintura que agregaron miles de dólares a los contratos de venta de automóviles o contratos de arrendamiento. Por ejemplo, cuando la consumidora Xui Fen Hong recibió su primera factura, vio que su préstamo era por un período de 72 meses, en lugar de 60 meses, como se había prometido. Hong también se enteró y se quejó de que estaba pagando más de $7,000 por artículos de posventa que el personal del concesionario nunca mencionó durante su venta, que se realizó en chino.

La investigación de la Fiscal General también encontró que el concesionario prometió falsamente refinanciar los préstamos de los consumidores. Por ejemplo, cuando los consumidores se quejaron de que el concesionario les había cobrado de más o incluyeron artículos adicionales no deseados en sus contratos, el personal del concesionario prometió falsamente refinanciar a una tasa más baja después de unos meses de pagos. En última instancia, el concesionario no cumplió con estas promesas de refinanciación.

Bajo la Orden de Consentimiento, Bay Ridge Honda reembolsará $269,525 a los 47 consumidores conocidos. Además de la restitución, el concesionario también pagará $153,648 en multas, tarifas y costos para el Estado. El concesionario acordó abstenerse de participar en todas las supuestas prácticas comerciales engañosas, así como modificar la capacitación de sus empleados y cambiar la manera en que se procesan y registran las quejas. Por último, el concesionario producirá documentos de ventas y préstamos traducidos a todos los idiomas en los que el concesionario realiza negocios con los consumidores, antes de firmar cualquier documento en inglés.

Se exhorta a los neoyorquinos que crean que engañosamente le cobraron por accesorios o servicios no deseados o que le hicieron promesas falsas para refinanciar transacciones de Bay Ridge Honda a presentar quejas en línea o llamar al 1-800-771-7755.

El Fiscal Adjunto Matthew S. Eubank, manejó este caso con la asistencia del Fiscal Voluntario Paul Kovalev, y bajo la supervisión del Fiscal Adjunto a Cargo Michael Barbosa de la Oficina Regional de Brooklyn, y la Jefa Adjunta Laura Levine y la Jefa de la Oficina Jane M. Azia, ambos de la Oficina de Protección y Contra Fraudes al Consumidor. Martin J. Mack es Fiscal Ejecutivo para Asuntos Regionales y supervisa las oficinas regionales