Underwood Anuncia Condena Por Delitos Graves A Individuo De Manhattan Por Dos Esquemas De Robo De Identidad

Sharif King admitió robar información personal de clientes potenciales y actuales. Robar dinero de liquidación de seguro, intentar obtener un préstamo y comprar un Mercedes Benz de $58,000

King fue sentenciado a 7 ½ a 15 años en prisión estatal

NUEVA YORK – La Fiscal General Barbara D. Underwood anunció hoy la condena y sentencia de Sharif King, de 32 años, de Manhattan, por robar la información de identificación personal de los empleados actuales y futuros, y luego usar sus identidades de manera fraudulenta para robar un acuerdo de seguro de $8,000, para tomar un préstamo de $29,000 y comprar una camioneta de pasajeros Mercedes Benz Sprinter 2015 de $58,000. Una investigación realizada por la Unidad de Fraude de Seguros de Auto de la Fiscalía General reveló que Sharif King participó en dos esquemas de robo de identidad entre 2013 y 2014. King fue sentenciado a 7 ½ a 15 años en una prisión estatal.

“Los neoyorquinos deben actuar con precaución al revelar información personal confidencial”, dijo la Fiscal General Underwood. “La sentencia de hoy muestra cómo los ladrones de identidad crearán nuevas formas de atacar y aprovechar a las víctimas. Si cree que ha sido víctima de una estafa, repórtelo a mi oficina. Continuaremos luchando para proteger a los neoyorquinos que trabajan arduamente para que no sean víctimas de ladrones de identidad”.

De acuerdo con las acusaciones y declaraciones hechas por los fiscales, el primer esquema de robo de identidad de King comenzó en el verano de 2013 cuando publicó oportunidades de empleo en línea para su supuesto sello discográfico “Dower Music Entertainment, LLC”. La publicación atrajo a numerosos solicitantes de todo el País que aspiraba a trabajar en la industria de la música. King invitó a los solicitantes a una entrevista grupal en Manhattan, donde King se presentó como el Vicepresidente Ejecutivo de Dower Music. Luego, King contrató a solicitantes para puestos de pasantía no remunerados en los que trabajarían desde casa y recibirían un reembolso por los gastos, con la promesa de un futuro empleo remunerado a tiempo completo.

De acuerdo con las declaraciones de los fiscales, bajo el pretexto de reembolsar sus gastos y colocarlos en la nómina, King solicitó información de identificación personal a los empleados, incluidas sus fechas de nacimiento, direcciones y números de seguridad social. King luego utilizó esta información para solicitar una tarjeta de crédito a nombre de un empleado y solicitar un préstamo de $29,000 a nombre de un segundo empleado.

Los fiscales también encontraron que King ordenó a uno de sus empleados que comprara un Lexus 2007 por motivos de trabajo. El Lexus fue registrado, financiado y asegurado a nombre del empleado, pero Kings agregó su nombre a la póliza sin el conocimiento del empleado. Cuando King posteriormente tuvo un accidente con el Lexus, fingió ser el empleado al denunciar el accidente tanto a la policía como a GEICO. King luego cambió la dirección de la póliza de seguro a la suya para que el cheque de la reclamación de seguro fuera enviado por correo a su residencia. Después de que King recibió el cheque de $ 8,886.32 de GEICO, lo modificó haciéndolo pagadero a sí mismo y lo depositó en su propia cuenta corriente.

El 26 de junio de 2015, King fue procesado en una acusación de 15 cargos en el Condado de Manhattan relacionado con su plan de fraude de seguros, acusándolo de tres cargos de Robo de Identidad en Primer Grado (un delito mayor de clase D), un cargo de Robo de Identidad en el Segundo Grado (un delito mayor de clase E), cuatro cargos de Falsificación  en el Segundo Grado (un delito mayor de clase D), un cargo de Gran Robo en el Tercer Grado (un delito mayor de clase D), un cargo de Intento de Gran Robo en el Tercer Grado (un delito grave de clase E), un cargo de Gran Robo en el Cuarto Grado (delito grave de clase E), un cargo de Intentado Gran Robo en el Cuarto Grado (un delito menor de clase A), un cargo de Posesión Criminal de Propiedad Robada en el Tercer Grado (un delito grave de clase D), un cargo de Fraude de Seguros en el Tercer Grado (un delito grave de clase D) y un cargo de Esquema para Defraudar en el Primer Grado (un delito grave de clase E).

En el momento de su arresto en la primera acusación, King estaba en posesión de una camioneta de pasajeros Mercedes Benz Sprinter robada. La investigación adicional realizada por la oficina del Fiscal General sobre la furgoneta robada reveló un segundo esquema que King había preparado para obtener más información de identificación personal.

En su segundo plan, en diciembre de 2014, King afirmó dirigir una compañía de autobuses llamada “Upstate Family Transport, LLC” y entrevistó a un candidato para un supuesto trabajo de conductor de autobús. En la entrevista, King ordenó al posible empleado que le entregara la licencia de conducir, la tarjeta de seguridad social y el pasaporte como parte del proceso de contratación. King hizo copias de esos documentos, pero no contrató al individuo. Menos de seis meses después, King se hizo pasar por la persona y usó su información de identificación para financiar y comprar una camioneta de pasajeros Mercedes Benz Sprinter 2015 de $58,000 en un concesionario en Carolina del Norte. King le dijo al concesionario que él era el conductor del individuo, tomó posesión de la camioneta y la llevó a Nueva York.

El 19 de enero de 2016, King fue procesado en una segunda acusación de 15 cargos en el Condado de Nueva York relacionada con el plan de la compañía de autobuses, acusándolo de un cargo de Gran Robo en el Segundo Grado (un delito mayor de clase C), un cargo de Posesión Criminal de propiedad robada en Segundo Grado (delito mayor de clase C), un cargo de Robo de Identidad en Primer Grado (delito mayor de clase D), seis cargos de falsificación en segundo grado (delito mayor de clase D) y seis cargos de Falsificación de Registros comerciales en Primer Grado (un delito grave de clase E).

El 12 de marzo de 2018, King se declaró culpable de ambas acusaciones ante el Honorable Juez Neil Ross en la Corte Suprema del Condado de Manhattan. En la primera acusación, King se declaró culpable de Robo de Identidad en Primer Grado y Fraude de Seguros en Tercer Grado; en la segunda acusación, King se declaró culpable de Posesión Criminal de Propiedad Robada en Segundo Grado y Falsificación en Segundo Grado. En ambas acusaciones, King fue sentenciado a un total de 7 ½ a 15 años de encarcelamiento en una prisión estatal.

Además de sus declaraciones de culpabilidad en el condado de Manhattan, King también se declaró culpable en un tribunal federal de Acceso Dispositivos de Fraude de en un caso similar de robo de identidad procesado por la Oficina del Fiscal Federal para el Distrito Sur de Nueva York. King fue sentenciado a 37 meses de encarcelamiento en el caso federal, y cumplirá sus condenas estatales y federales al mismo tiempo.

La Fiscal General agradece a la Oficina de Libertad Condicional de los Estados Unidos, Distrito Sur de Nueva York por su ayuda para detener al acusado, a la Compañía de Seguros GEICO, al Capital One Bank, NA, al Club de Préstamos, al Escuadrón de Casos Principales del Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York y al Departamento de Servicios Financieros del Estado de Nueva York por su valiosa asistencia en este caso.

El caso fue procesado por la Asesora Principal de Investigación Nina Sas, anteriormente de la Unidad de Fraude de Seguros de Auto de la Oficina de Delitos Penales y Crímenes Financieros, y el Fiscal Adjunto Michael Hendrick con la asistencia de los Analistas Legales Yuriy Kurbatov y Samantha Wintner. La Unidad de Fraude de Seguros de Auto está dirigida por el Jefe de la Unidad, Gabriel Tapalaga. La Oficina de Delitos Penales y Crímenes Financieros está dirigida por la Jefa de la Oficina, Stephanie Swenton, y el Jefe adjunto de la Oficina, Joseph D’Arrigo. La División de Justicia Penal de la Fiscalía General es dirigida por la Fiscal Ejecutiva Adjunta, Margaret Garnett.

La investigación estuvo a cargo de los investigadores Brian Maher, Adrian Klapper, Severino Concordia, John Roman y Nicholas Vazeos, los investigadores supervisores Natalie Shifrin y Edward Keegan, y el Jefe Adjunto de Investigaciones Leonard D’Alessandro de la Unidad de Fraude de Seguros de Autos. La División de Investigaciones es dirigida por el Jefe de la Oficina, Dominick Zarrella.