Fiscal General James Presenta Escrito De ‘Amicus’ Para Proteger A Trabajadores LGBTQ+ De Actos De Discriminación

Fiscal General James Co-Lidera Grupo de 22 Fiscales Estatales Que Buscan Frenar la Discriminación Basada en la Orientación Sexual e Identidad de Género de una Persona

NUEVA YORK – Poco después de concluir el Mes del Orgullo Gay y el 50 aniversario de los disturbios de Stonewall que dieron inicio al movimiento moderno pro derechos de la comunidad gay, la Fiscal General de Nueva York Letitia James y el Fiscal General de Illinois Kwame Raoul, junto a otros 20 Fiscales Generales Estatales presentaron hoy un escrito amicus ante la Corte Suprema de los Estados Unidos exigiendo que las leyes federales contra la discriminación protejan a miembros de la comunidad LGBTQ+ en el lugar de trabajo. La coalición presentó el informe ‘amicus’ tras el procesamiento judicial de tres casos de trabajadores despedidos de sus cargos, por su orientación sexual o identidad de género; casos cuyas decisiones aún quedan pendientes en el pleno del Tribunal Supremo.

“Cincuenta años después de los disturbios en Stonewall, los miembros de la comunidad LGBTQ+ continúan luchando por la igualdad de derechos, en todos los aspectos de sus vidas”, señaló la Fiscal General Letitia James. “En este país, a nadie se le debe apuntar o debe ser víctima de discriminación por motivo de raza, etnia, religión, identidad de género, orientación sexual ni por cualquier otra razón. Por ello, vamos al Tribunal Supremo para garantizar la igualdad para todos los estadounidenses. Mi oficina seguirá haciendo todo lo posible para apoyar a esta comunidad, y trabajaremos para proteger a los miembros de la comunidad LGBTQ+, a fin de evitar que estos sean atacados injustamente”.

El escrito fue presentado en la Corte Suprema, en base a los casos de Altitude Express v. ZardaBostock v. Condado Clayton, Georgia; y R.G. & G.R. Harris Funeral Homes v. EEOC, los cuales son procesados conjuntamente por el Tribunal Supremo.

Dos de estos casos— Altitude Express v. Zarda y Bostock v. Condado Clayton, Georgia — se tratan de empleados que fueron despedidos de sus puestos después de que sus empleadores se enteraran que eran homosexuales. El tercer caso, R.G. & G.R. Harris Funeral Homes v. EEOC, involucra a una mujer transgénero que fue despedida por la funeraria donde trabajó cuando le pidió permiso a su empleador para vestirse según su identidad de género.

Los Fiscales Generales sostienen que la prohibición de discriminación en base de sexo, en el Título VII de la Ley de Derechos Civiles de 1994, abarca la discriminación basada en la orientación sexual de una persona; prohíbe la discriminación laboral contra las personas transgénero o en base a la orientación sexual; y prohíbe la discriminación con base en el estereotipo sexual o su identidad de género.

La discriminación laboral basada en la orientación sexual y la identidad de género aumenta las ya altas tasas de prejuicios que los miembros de la comunidad LGBTQ+ experimentan en el trabajo. También contribuye a un mayor índice de acoso a empleados LGBTQ+ en sus trabajos, lo cual va desde el rechazo de empleos y promociones hasta las agresiones físicas y sexuales.

En el escrito, los Fiscales Generales alegan que los actos de discriminación contra los empleados LGBTQ+ obstaculizan la capacidad de los Estados para promover la igualdad y proteger la dignidad, la seguridad económica, y la salud mental de los residentes. La Coalición de Fiscales Estatales agrega que la discriminación de trabajadores LGBTQ+ tiene un poderoso impacto económico en los Estados porque cuando a estos se les niega tener la habilidad de mantenerse a sí mismos, muchos se ven obligados a recurrir a programas de asistencia pública. La discriminación contra los trabajadores LGBTQ+ también disminuye la productividad de las empresas y aumenta los costos de salud, lo que inhibe el crecimiento económico de los Estados.

Además de los Fiscales Generales James y Raoul, el escrito ‘amicus’ presentado ante el Tribunal Supremo cuenta con la firma de los Fiscales Generales de California, Colorado, Connecticut, Delaware, el Distrito de Columbia, Hawái, Maine, Maryland, Massachusetts, Michigan, Minnesota, Nevada, Nueva Jersey, Nuevo México, Oregón, Pensilvania, Rhode Island, Vermont, Virginia, y Washington.