La Fiscal General James Continúa Su Desafío A Los Cambios Propuestos Por La Administración Trump A La ‘Regla De Carga Pública’

Fiscal General James Busca una Orden Judicial Preliminar 
Para Evitar que la Nueva Regla Entre en Vigencia el 15 de Octubre

NUEVA YORK - La Fiscal General Letitia James presentó hoy una moción solicitando una orden judicial preliminar para impedir que la nueva regla de carga pública de la Administración Trump entre en efecto. La nueva regla tiene como objetivo negar las tarjetas de residencia permanente y visas a inmigrantes que se beneficien o que se hayan beneficiado de programas de asistencia del gobierno.  Esa norma podría dejar consecuencias negativas a corto y largo plazo en la salud pública y la economía. Inicialmente, en agosto de 2019, la Fiscal General James presentó una demanda federal en el Tribunal del Distrito Sur de Nueva York, con el apoyo de los Fiscales Generales de los Estados de Connecticut y Vermont, y de la Ciudad de Nueva York, desafiando el intento de la Administración Trump de intimidar y atacar específicamente a los inmigrantes de color, y poner en riesgo la seguridad de estas comunidades.

"No permitiremos que la Administración Trump promulgue reglas que violen las leyes y los valores de este país", dijo la Fiscal General Letitia James. “Si se aplica, la norma de carga pública no solamente sembrará miedo y caos en las vidas de las comunidades inmigrantes que trabajan para salir, mantenerse y sacar a sus familias de la pobreza, sino que también dejaría un impacto negativo en la salud y el bienestar de los neoyorquinos y de las personas en toda esta nación. Esta medida es peligrosa, perjudicial, y no se debe permitir que entre en vigor”.

La coalición de Fiscales Generales Estales busca obtener una orden preliminar que evite que la regla de carga pública entre en vigencia el próximo 15 de octubre de 2019, argumentando que afectaría irreparablemente a millones de no ciudadanos y a sus familiares al disuadir su acceso a los beneficios públicos que legalmente tienen derecho a recibir afectando la salud pública, y causando fuertes problemas económicos y otros daños. La nueva definición de carga pública realizada por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) no tiene en cuenta la intención clara del Congreso, e ignora un siglo de jurisprudencia y leyes que sostienen que los inmigrantes que usan beneficios básicos no monetarios o en efectivos, no se consideran cargas públicas porque no dependen principalmente del gobierno. Adicionalmente, la nueva regla de carga pública convierte en un arma política la investigación de carga pública ya que ataque principal y específicamente a inmigrantes de color, inmigrantes con discapacidades, y a aquellos de bajos ingresos. Finalmente, la propuesta de Trump fundamentalmente malinterpreta el propósito de los programas cuyos beneficios no se entregan en efectivo, que han sido diseñados para ayudar a los inmigrantes que llegan a este país con medios limitados, tratando de salir de la pobreza y lograr una movilidad ascendente.

La nueva norma afectará negativamente la salud y el bienestar general de las comunidades inmigrantes del Estado de Nueva York que utilizan programas de beneficios públicos vitales. Con la propuesta de Trump, también se prevé una disminución en la inscripción en los programas de cupones de alimentos, asistencia para la vivienda, y el Medicaid, lo que podría causar un aumento en el número de personas que corren el riesgo de vivir con condiciones médicas no diagnosticadas ni tratadas. Económicamente, las comunidades afectadas podrían experimentar mayores tasas de pobreza, inestabilidad de las viviendas, una gran reducción en la fuerza laboral, y una disminución general en el índice de productividad financiera.

Este caso es procesado por la Abogada Litigante Principal, Elena Goldstein; la Jefa de la Sección de Ejecución Civil del Buró de Asuntos Laborales en la Fiscalía Estatal, Ming-Qi Chu; y los Fiscales Generales Adjuntos, Abigail Rosner, Amanda Meyer y Ajay Saini; bajo la supervisión del Consejero Jefe de Iniciativas Federales, Matthew Colangelo.

Groups audience: